¿En qué casos es obligatorio expedir una factura rectificativa?

 

Deberá expedirse obligatoriamente factura rectificativa, en los siguientes casos:

 

1. Cuando la factura original no cumpla alguno de los requisitos que se establecen en los artículos 6 o 7 del Reglamento de Facturación (RD 1619/2012).

Por ejemplo, cuando en la factura original no se ha incluido una descripción suficiente de los productos vendidos ni los precios unitarios de los mismos (dato necesario para poder deducir el IVA por el adquirente).

 

2. Cuando las cuotas impositivas repercutidas se hubiesen determinado incorrectamente.

Por ejemplo, cuando se factura al tipo del 21% cuando procedía el tipo del 10%, o cuando por error aritmético se repercute más o menos de lo que procede (base imponible = 100 euros, tipo 21% y en lugar de repercutir 21 euros se repercuten 18 euros). También en los casos en que el recargo de equivalencia se repercute incorrectamente o no se repercute cuando procede, o cuando se repercute IVA cuando en la operación procede la inversión del sujeto pasivo o viceversa.

 

3. Cuando se hubieran producido las circunstancias que, según lo dispuesto en el artículo 80 de la Ley del IVA, dan lugar a la modificación de la base imponible.

 

Los casos que pueden dar lugar a una modificación de la base imponible del IVA son:

 

  •  Devolución de los envases y embalajes susceptibles de reutilización.

No sería necesario expedir una factura rectificativa cuando la devolución se realice con ocasión de un posterior suministro, de las mismas mercancías u otras, que tenga el mismo destinatario y el tipo impositivo aplicable a todas las operaciones sea el mismo.

 

  • Descuentos y bonificaciones otorgados con posterioridad al momento en que la operación se haya realizado siempre que sean debidamente justificados.

Por ejemplo, rappels, descuentos por pronto pago, etc.

 

  •  Cuando por resolución firme, judicial o administrativa o con arreglo a Derecho o a los usos de comercio queden sin efecto total o parcialmente las operaciones gravadas o se altere el precio después del momento en que la operación se haya efectuado. Artículo 80.Dos Ley del IVA.

Por ejemplo, devoluciones de compras, minoración del precio por defectos de calidad, etc.En el caso de devolución de mercancías no será necesario expedir una factura rectificativa cuando la devolución se realice con ocasión de un posterior suministro que tenga el mismo destinatario y el tipo impositivo aplicable a todas las operaciones sea el mismo.

 

  • Cuando el destinatario de las operaciones no haya hecho efectivo el pago de las cuotas repercutidas y siempre que, con posterioridad al devengo de la operación, se dicte auto de declaración de concurso. Artículo 80.Tres Ley del IVA.

Para poder realizar esta modificación existen unos plazos y requisitos determinados que deben cumplirse, no siendo necesario que el impago sea total.

 

  •  Cuando los créditos correspondientes a las cuotas repercutidas por las operaciones gravadas sean total o parcialmente incobrables. Artículo 80.Cuatro Ley del IVA.

Para poder realizar esta modificación existen unos plazos y requisitos determinados que deben cumplirse, no siendo necesario que el impago sea total.


Leave a Reply

You must be logged in to post a comment. Click here to login